domingo, octubre 22, 2006

Adopta Un Clítoris Y Haz Felíz A Rael

Hasta ahora pensaba que mi capacidad de sorprenderme ante las curiosas noticias que suceden en este mundo, no tenía más cabida, pero con esta noticia he tenido que recoger mi mandíbula del piso.

Un fulano que se hace llamar Rael y autonombrado "Lider espiritual" del Raelian Movement, en una humilde población al este de Africa, ha encontrado la forma más cínica e inteligente, de hacerse millonario en un tris, portando la bandera de una "Noble Causa" como es la de devolver el placer sexual a las mujeres y niñas africanas que han perdido su clítoris por ablasión.

Este "lider espiritual del placer" ha colgado una Web llamada Clitoraid, desde donde promueve una campaña para obtener recursos que le permitan financiar la creación de un hospital donde se realicen este tipo de operaciones.

Para colmo, y en un tono desagradablemente chancero creó varios lemas :

“Dale a una desconocida un regalo que nunca olvidará”

"Adopta un clítoris, tú puedes hacer Historia"

"Juntos podemos hacer la diferencia"

Respecto a este tema que revuelve mi estómago de sólo imaginarme cómo pueden existir descarados de este tipo que pueden aprovecharse del dolor ajeno para sacarse una pasta y además querer hacerse el héroe pícaro y oportunista.

Simplemente esto me suena a una peligrosa Secta, que si bien los entendidos no le darán mucha importancia, tomándolo a chanza; no dudo que habrá más de un(a) inocente ignorante que caiga en la no muy bien disimulada trampa.

No es de extrañar que dentro de poco este fulano u otros, por el mismo estilo, decidan registrar una fundación a favor de los hombres que han perdido su Pene o Testículos: ¡ADOPTA UN PENE! ummmm, ni tan mala idea sería...

Visiten esta fulana Web, pero antes prepárense a digerir el sarcasmo... Diossssss!!!
http://www.clitoraid.org/news.php


Para saber mas...
La ablación sexual es la mutilación de parte de los genitales externos femeninos para evitar sentir placer sexual, con la finalidad de que pueda llegar virgen al matrimonio, puesto que si no es de ese modo, la mujer puede ser rechazada, también se realiza para evitar la promiscuidad de la mujer.

Es un ritual de iniciación en origen realizado a las niñas de algunos países de África, y la costumbre es de procedencia incierta, localizada en la zona centro-africana. Esta práctica se ha extendido gradualmente por el Norte de África y recientemente Europa por la emigración de la población africana. Es destacable que la aplicación de la ablación es más común hoy en día de lo que lo era en periodos anteriores. Hoy se practica como rito de iniciación en las jóvenes de algunas comunidades musulmanas, e incluso de algunas comunidades cristianas africanas, sin embargo, aunque el Corán señala la obligatoriedad de la circuncisión masculina, nada dice sobre este tipo de mutilación. Hay algunos cultos africanos que permiten esta costumbre expresa en mujeres.

La pérdida casi total de sensibilidad es la principal consecuencia para las afectadas, con el añadido trauma psicológico. Hay mujeres que mueren desangradas o por infección en las semanas posteriores a la intervención, ya que se realiza casi siempre de manera rudimentaria, a cargo de curanderas o mujeres mayores, y con herramientas no muy ortodoxas como cristales, cuchillos oxidados o cuchillas viejas de afeitar y nunca en centros sanitarios.

A la ablación se le conoce con distintos nombres:

Circuncisión femenina, que puede acarrear confusión con la circuncisión masculina porque aunque también es una mutilación del pene no se realiza buscando los mismos fines. Circuncisión femenina, con infibulación y escisión, son expresiones que se corresponden con el procedimiento empleado para efectuar la mutilación.
Mutilación genital femenina (MGF), que resulta una expresión más radical porque pretende provocar rechazo cuando se trata el tema de forma coloquial.

Existen varios tipos de ablación:

Amputación del prepucio del clítoris (circuncisión), pudiendo extirparse en parte o en su totalidad el clítoris (clitoridectomía).
Una forma más agresiva sería la escisión o mutilación del prepucio total o parcial, del clítoris y los labios menores, conservando los labios mayores.
La infibulación es la forma más agresiva y consiste en la extirpación del clítoris y labios mayores y menores. Después del acto, hay un cosido de ambos lados de la vulva hasta que queda prácticamente cerrada, dejando únicamente una abertura para la sangre menstrual y la orina. La infibulación también es llamada circuncisión faraónica.

Práctica ilimitada

Según las estadísticas, la práctica de la ablación afecta en la actualidad alrededor de unas 135 millones de mujeres y niñas en el mundo, siendo cada vez más niñas las que sufren la mutilación, para evitar que al ser un poco más adultas lleguen a sus oídos sensibilizados por la información que cada día se difunde los pros y los contras de ésta costumbre y se nieguen al sometimiento.

El aumento de la inmigración ha traído ésta práctica a Europa. La mutilación genital femenina, en cualquiera de sus modalidades, se encuentra penada por la ley en los principales países del continente con algunas excepciones como Italia o Irlanda. No obstante, aunque existen en algunos países europeos normativas legales de control sobre el permiso de salida para las niñas en situación de riesgo por este tipo de costumbres, hay denuncias de que medio millón de mujeres y niñas han sufrido la MGF en Europa en los últimos tiempos, incluso en centros sanitarios bajo cuerda.

La embajadora de la Organización de las Naciones Unidas contra la ablación, la ex-modelo somalí Waris Dirie, quien sufrió infibulación a los 5 años, ha conseguido que ésta práctica sea ilegal en algunos países africanos, aunque se siga practicando de hecho. UNICEF, en un informe, afirma que ésta práctica se puede eliminar en una generación si hay un esfuerzo cultural.
La ablación es una costumbre extendida en una amplia región de África, donde es practicada indistintamente por musulmanes, cristianos, y animistas ( http://www.religionstatistics.net/afrel.htm ).

Enlaces externos

Ley Orgánica 3/2005, de 8 de julio
Persecución fuera del país
Fundación Waris Dirie contra la ablación
Mutilación
Obtenido de "http://es.wikipedia.org/wiki/Ablaci%C3%B3n"

No hay comentarios: